7 Consejos para aumentar tu energía

Valora este artículo
(0 votos)
7 Consejos para aumentar tu energía -->

 

AUMENTA TU ENERGÍA VITAL CON ESTOS 7 CONSEJOS

La energía vital es muy importante para todos nosotros. Todos necesitamos tener energía para poder llevar a cabo todo lo que necesitamos hacer durante el día.

Para que podamos ser productivos durante el día, esta energía debe ser parte de nosotros. Si no tenemos la energía suficiente para realizar nuestras tareas, difícilmente podremos ser personas muy productivas.


LA ENERGÍA VITAL NOS HACE MOVERNOS CADA DÍA A HACER LO QUE TENEMOS QUE HACER. SI NOTAS QUE TE FALTA ENERGÍA, AQUÍ TIENES 7 CONSEJOS PRÁCTICOS

 Hoy queremos hablarte en CreditoSinNomina.es de 7 consejos que aumentarán tu energía vital. Esa energía que necesitas para hacer todo lo que tienes que hacer durante el día.

Muchas veces cuando esta energía disminuye, nos sentimos, no solo decaídos físicamente, sino también emocionalmente. Necesitamos que la energía vital esté lo más alta posible para poder disfrutar de una vida plena.

El combustible de nuestra vida

Esta energía es como el combustible necesario para realizar nuestras tareas. Si no tenemos energía vital, somos como un coche sin combustible: no somos capaces de movernos.

Igual que a un coche le podemos enchufar una manguera con el combustible, y vuelve a ser el que era; nosotros también podemos hacer cosas que nos “enchufen” energía vital.

Algunas de esas cosas que podemos hacer son las que vamos a ver a continuación. Los siete consejos que vas a ver te ayudarán a tener la energía vital que necesitas para hacer todo lo que tienes que hacer cada día.

7 consejos para aumentar tu energía

Si notas que tu energía no está a la altura que debería, quizás debas poner en práctica algunos de los consejos que vamos a darte a continuación. No te pierdas lo que viene porque es muy importante para tu energía.

Cuando hablamos de energía nos referimos a las fuerzas que tenemos cada uno de nosotros para hacer todo aquello que debemos hacer a lo largo de un día. Es como si hablásemos de nuestra batería.

Si tenemos la batería baja, necesitamos darle electricidad para que se cargue. Estos siete consejos serán la electricidad que necesitas para cargar tu propia batería. ¿Estás preparado para comenzar a verlos?

Duerme bien

Si estás durmiendo pocas horas (menos de 6 al día) necesitas comenzar a dormir más. Si duermes las horas necesarias (entre 6 y 8) pero te sientes cansado, quizás sea un problema en la calidad del sueño.

¿Estás cenando adecuadamente antes de irte a dormir o te vas con el estómago vacío? ¿Bebes el agua necesaria antes de dormir para que tu cuerpo esté hidratado? ¿Duermes en una cama o en una posición incómoda que no te deja descansar?

Aumentar la cantidad o la calidad del sueño cuando es necesario hacerlo, es muy importante. Si no descansamos bien por las noches, es muy difícil que nuestra batería se encuentre al 100% por la mañana. Será como si cada día nuestra batería estuviese a la mitad de carga.

Haz ejercicio por la mañana

Aunque te cueste hacer ejercicio, eso no es una excusa válida. Necesitas hacer ejercicio cada día por la mañana. No se trata de que salgas de tu casa a hacer una maratón todos los días.

Basta con que actives tu cuerpo saltando, o bailando, o caminando un poco cada mañana. Es necesario para que tu cuerpo se active y, te aseguramos que, aunque pienses que tendrá el efecto contrario: el ejercicio por la mañana te hará tener mucha más energía durante el día.

Si no puedes hacerlo por la mañana, tampoco es excusa. Hazlo por la tarde. Lo importante es que, a diario, hagas ejercicio. No importa la cantidad de tiempo ni la intensidad, siempre que se mantenga el hábito.

AUMENTA TU ENERGÍA VITAL CON ESTOS 7 CONSEJOS

Toma agua suficiente

Tu cuerpo necesita el agua para funcionar. Todos pensamos que comer es muy importante, y por eso no nos saltamos ninguna comida. Sin embargo, es muy común que se nos “olvide” beber agua.

Esto es ridículo. Necesitamos el agua para vivir. Forma parte de más de dos tercios de nuestro organismo. Es fundamental para nosotros y para nuestra energía. Por eso, si no bebes agua en mucho tiempo, mueres.

Por lo tanto, comienza desde por la mañana y bebe mínimo un litro y medio de agua cada uno de los días de tu vida. Es sumamente importante que lo hagas, para tu salud y también para tu energía.

Come menos azúcar

El azúcar es importante para nuestro organismo. Sin embargo, actualmente se encuentra en tan grandes cantidades en absolutamente toda la comida, que es demasiada.

El azúcar que comes por la mañana en una magdalena y un café es la suficiente para todo el resto del día. Por eso, en lugar de comer alimentos con azúcar, y añadir más azúcar a los alimentos, come fruta.

Comiendo fruta te aseguras de darle a tu organismo el azúcar que necesita, y no será azúcar saturada como las que estamos acostumbrados a comer todos los días en cualquier tipo de alimento (pensásemos que lleva azúcar, o no).

GEDESCOCHE PRÉSTAMO CON ASNEF | Dinero rápido en internet sin importar ASNEF o RAI

Haz pausas

Cuando estés trabajando, haz pausas. Esto te ayudará a oxigenar el cerebro y hará que estés mucho más concentrado cuando vuelvas al trabajo. Pero las pausas deben tener una forma de hacerse.

Si realmente quieres subir tu energía, no bastará que pares de escribir en el ordenador para que te tumbes en el sofá a ver la tele o mirar el móvil en tu “descanso”. Se trata de que hagas pausas en movimiento.

Dejas de trabajar durante diez o quince minutos, pero no paras de hacer cosas. Te levantas, recoges tu mesa, haces algo de ejercicios como estiramientos, etc. Y, sobre todo, activas tu cuerpo durante esa pausa.

Apaga tus dispositivos

Durante la última hora o media hora del día, disminuye el consumo de dispositivos electrónicos. Esto significa, sobre todo, que dejes de utilizar el móvil o la Tablet durante la última hora del día.

¿Para qué? Para que tu cuerpo sepa que te vas a dormir. El brillo de la pantalla no te ayuda en absoluto a esto. El brillo hace que tu cerebro piense que todavía es de día, y siga activo al mismo ritmo.

Por eso, disminuir el consumo de tecnología antes de dormir, te hará tener un mejor resultado a la hora de la calidad del sueño. Descansarás mucho mejor y al día siguiente estarás mucho más despierto.

Vete a dormir cuando tengas sueño

¿Cuántas veces nos vamos a la cama a desgastar la almohada sin tener sueño? Esto a nuestro organismo no le hace ningún favor.

Si vamos a la cama sin sueño, estamos diciéndole al cerebro: la cama es también para esos momentos en los que no quiero dormir. Por eso, cuando te vayas a acostar otro día, no necesariamente interpretará que es a dormir.

Esto disminuye mucho la calidad de tus horas de sueño. Céntrate en irte a dormir únicamente cuando tu cuerpo esté cansado y tus ojos estén dispuestos a cerrarse en breve.

 

Modificado por última vez en Martes, 11 Abril 2017 18:06

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.