Dar una buena impresión en la entrevista

Valora este artículo
(0 votos)
Dar una buena impresión en la entrevista -->
Contenido[Mostrar]

CÓMO DAR BUENA IMPRESIÓN EN UNA ENTREVISTA DE TRABAJO

Existen personas que nos dan una buena impresión nada más conocerlas. Aunque pensemos que no prejuzgamos, la realidad es que sí lo hacemos. Tanto si alguien nos “cae bien” como si nos “cae mal” sin haberle conocido realmente, le estamos prejuzgando.

Dar una buena impresión es sumamente importante en el mundo en que vivimos. Cuando vamos a buscar un nuevo trabajo, por ejemplo, es importante darle una buena impresión a nuestro entrevistador.

DAR UNA BUENA IMPRESIÓN ES FUNDAMENTAL PARA CONSEGUIR AGRADAR A LAS PERSONAS, MUCHO MÁS CUANDO SE TRATA DE UN POSIBLE TRABAJO.

Desde luego, si desde el primer momento, no proyectamos que somos personas limpias, seguras y adecuadas para el puesto, no podremos conseguirlo. Por eso, debemos tener presentes algunos puntos.

Se han hecho estudios acerca de lo que a las personas nos da mejor impresión cuando vemos a otras personas que no conocemos. Hoy queremos hablarte de estos puntos para que los tengas presentes, tanto si vas a una entrevista, como simplemente para conocer nuevas personas.

La necesidad de dar una buena impresión

¿Por qué necesitas dar una buena impresión? Bueno, aunque pensemos que las personas no prejuzgamos, sí que lo hacemos. Cuando llegamos a un lugar y alguien nos ve, nuestra estética y nuestra postura dicen mucho de nosotros.

Muchas veces, nuestro aspecto habla tan alto, que la persona que nos acaba de conocer no puede escuchar lo que le dice nuestra boca. Por eso, es importantísimo que tengamos una apariencia que cause una buena impresión.

Si vamos a una entrevista de trabajo, esto se vuelve de suma importancia. Desde luego, no podremos ir mal vestidos ni sucios porque, por muy buenos profesionales que seamos, no daremos una buena impresión y no accederemos al puesto.

¿Con qué aspectos podemos dar una buena impresión?

Cuando vamos a conocer a alguien nuevo, o, como en el caso de este artículo, vamos a una entrevista de trabajo, necesitamos dar buena impresión. Esa persona, al vernos y al hablar unas pocas palabras con nosotros, debe sentirse a gusto.

De esa manera, conseguiremos darle a esa persona una buena impresión sobre nosotros mismos. Se han hecho estudios acerca de las cosas en las que nos fijamos de otras personas para crearnos una impresión de ellas.

Vamos a ver a continuación cuáles son estas cosas y cómo podemos potenciarlas para que nuestra impresión sea buena allá donde vayamos.

Vestimenta

Evidentemente, no se trata de que vayamos vestidos de marca. Sin embargo, ir bien arreglados, sin ropas sucias o arrugadas, es un punto a nuestro favor.

Si nuestra ropa es respetuosa y realmente decente, además de estar en buen estado, ya tendremos un punto positivo. O, al menos, no tendremos un punto negativo, lo cual está genial.

Zapatos

Aunque a muchas personas les pueda parecer irrelevante, hay otras muchas a las cuales los zapatos les llaman mucho la atención. Ponernos unos zapatos que están rotos, desgastados o sucios, no dirá nada bueno de nosotros.

Por muy bien vestidos que vayamos, si nuestros zapatos no están acordes, probablemente se ensucie un poco la impresión que damos a los demás.

Uñas

Las uñas son otra parte fundamental de la impresión que damos. Una persona arreglada en todos los sentidos, pero con las uñas sucias o mordidas, no da la impresión de ser una persona cuidadosa ni limpia.

Por eso, debemos siempre procurar que nuestras uñas se encuentren en buen estado. Bien limadas, todas uniformes, con color o sin él, pero limpias y siempre sin morder.

Higiene

¿Qué impresión nos daría una persona que, viene muy bien vestida, pero huele mal? Seguramente no nos gustaría estar mucho rato cerca de ella. Especialmente si nuestro olfato es muy sensible.

Tener una higiene adecuada y bañarnos antes de nuestra entrevista de trabajo es fundamental. Si nuestro olor corporal es muy fuerte, podemos usar desodorantes que lo atenúen. De esa forma, no daremos una mala impresión.

Peinado

Cuando vamos a tener una entrevista de trabajo o vamos a conocer a alguien, el pelo también es algo en lo que nos solemos fijar mucho las personas. Aunque sea inconscientemente, si vamos despeinados, no transmitimos una buena sensación.

Por eso, ir siempre bien peinados, con el pelo en el lugar que le corresponde, nos dará algún que otro punto a favor.

Dar una buena impresión

No debemos nunca olvidar que, dar una buena impresión va más allá de la “pinta” que tenemos. También se trata de la forma en la que nos comportamos. Mantener una postura adecuada, caminar de forma correcta, etc.

Estos son detalles que debemos tener en cuenta para dar una buena impresión a las personas. Si estamos muy limpios y muy bien arreglados, pero nuestro vocabulario es soez o no cuidamos nuestra postura al sentarnos, podemos dar una pésima impresión a nuestro interlocutor.

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.